domingo, 23 de mayo de 2010

SENTADO



SENTADO

Una vez conocí a un ángel
que me hizo sentir
cosas que no he conocido.
Caminé por los caminos
del placer y del amor.
Me llené de sus lamentos,
de sus sueños tristes
y buenos sentimientos
y llegué a conocer
eso que dicen
"ser como un Dios".

Pero al cabo del tiempo,
ocurrió lo de siempre.
Sentados frente a frente
comentamos esta relación.

Nunca sería su Dios
ni el ángel, mi ángel.
Aunque se sentara cerca
no le podría tocar, ni abrazar,
porque no le podría ver.
Yo sería para él
algo terreno y palpable,
él para mí, sería
la voz en la lejanía,
el viento, las olas,
el temblor de las manos,
el beso que das sin saber a quién.

Y aquí sigo esperando.
Rezando para que Dios no se enfade.
Pidiendo perdón por mis actos,
dejando que el viento con su lamento
venga a buscarme esta tarde
sentado frente al patio
contemplando la lluvia
que cae.

COMUNERO



4 comentarios:

AMBAR dijo...

Hola mi Chavalín, pensar y reflexionar es bueno, ama y ama con todas tus fuerzas a todo y a todos los que tienes a tu alrededor.
Hay ángeles que no llevan alas, a los que llamamos amigos, que siempre sepas ser amigo de tus amigos.
Un abrazo de tu abuela.

luciernaga_poeta dijo...

Comu. Este poema lo conozco y me emociona leerlo nuevamente, lo mismo que escuchar la canción de Silvio.
Es increíble cómo un aroma , una palabra, un lugar pueden desatar en cadena tantos recuerdos de momentos vividos. Te dejo un abrazote y mi cariño.
Cecy

COMUNERO dijo...

Hola AMBAR, este poema lo escribí hace unos meses y hoy lo volví a leer y quise retomarlo.

Un besote amiga:
AAAAAAUUUMMMFFFFMMMMUUAAAKKKKKK

COMUNERO dijo...

Jaja, LUCIÉRNAGA, parece que estábamos pensando lo mismo. Un besote amiga:

AAAUUUMMMFFFFFMMMMUUUAAAKKKKKK

¿De dónde eres?

RECETA DE HOY

PREMIO ESCUDO DE POETAS

PREMIO ESCUDO DE POETAS

ASÍ ESTAMOS EN EL RANKING

Wikio – Top Blogs