miércoles, 5 de octubre de 2011

VIDA CONYUGAL




VIDA CONYUGAL


La mujer que yo quiero
tiene un nombre que me agrada
es como si de la nada
saliera siempre una risa
y si miras detrás la ves,
escondida
bien de una puerta,
a tus espaldas
o tapada con una cortina.

Esa mujer que me encanta
me llama desde lo lejos
y como si fuera yo un perro
salgo a por el palo corriendo que lanza
con fuerza hacia el cielo
sabiendo que yo iré a buscarlo
para traerlo
para dejarlo
para que me acaricie
o me dé un regalo
con sus manos,
con sus labios,
con sus besos.

La mujer que yo quiero
viste ropa normal
a veces se pone falda
otras pantalón vaquero
hay veces que la he visto
con paraguas y sombrero
pero pocas, pocas veces
resalta por encima de las demás,
aunque a decir verdad,
cuando estamos juntos
es a ella a quién solamente veo.


Es como el faro
que ilumina las noches de los barcos
es la que siempre me mira
aunque ya sabe que yo
soy un trasto.


Me dice y se calla
me observa y me deja
y cuando yo pienso una cosa
ella tiene 100.000 en la cabeza.


Yo creo que es como un hada
porque sin decir nada
me conoce
fíjense, estando en la cama
habla de lo que va a hacer mañana
y según me lo cuenta parece
que sueña.
¡Y me hace soñar!
Como si los susurros que oyera
fueran soplidos de aire
es como si de la oscuridad salieran
su jefe, el trabajo, el sueldo, su madre
las vecinas, las noticias, sus amigas, sus achaques
su pelo, sus manos, el culo
que dice que lo tiene cada día más grande.

Y se ríe,
y me río.
Y cuando se oyen los primeros suspiros
piensa que ya es muy tarde
y me abraza.
Apoya su cabeza en mi hombro
y me dice:
¡HASTA MAÑANA, AMOR MÍO!



COMUNERO

No hay comentarios:

¿De dónde eres?

RECETA DE HOY

PREMIO ESCUDO DE POETAS

PREMIO ESCUDO DE POETAS

ASÍ ESTAMOS EN EL RANKING

Wikio – Top Blogs