viernes, 31 de julio de 2009

BORRACHERA DE HIPOS


BORRACHERA DE HIPOS


Con el calorcito de tus besos, hip
me voy a freir de gusto, hip
y si ves que me pongo tenso, hip
no te apures, hip, eso se llama impulso.

Si te cojo por la cintura, hip,
y te aprieto contra mi cuerpo, hip
reza que no te suelte, hip
que abrazaditos así, hip, hip
subiremos hasta el cielo.

Porque aunque no te lo creas, hip
tus besos son para mí cohetes, hip
que me suben a las estrellas, hip
y se me inflan los dos mofletes. Hip, hip. ¡Hurraaaa!

Y es que parece que floto, hip
que mi cuerpo sea un globo, hip
de aire caliente y sin peso. Hip, hip
Hasta que termina el beso, hip
y el peso de mi hip cuerpo se recupera. Hip

Y al soltarte despacito, hip
camino medio abobado, hip
con sonrisa de chalado, hip
y corazones en los ojitos.

Y si me ponen a KING-KONG delante, hip
le doy un beso en los, hip, hocicos. Hip
Hip, bueno, eso, hip,
ya sería el colmo. Hip, jajaja, hip.
Joeeer, hip, qué hipo.

COMUNERO

jueves, 30 de julio de 2009

ZÁRVAME



ZÁRVAME

Zolo no vimo una mañana
y con zolo ve zu zojo
me zentí er tío má gloriozo
de toos lo que zan atrevío a mirala.

Yeque ziempre la viía
y ella nunca ze me fihaba
ni vorvía la cara
ni pa veme unque fuera de rioho.

Yahora no deho de penzá
qu'embrujo ma metío
que tengo too lo zentío
exando xispa ji locos.

¿Zerá ezo que disen por aí
que zi tiene de ezo podere
que güerven a lo jombre juguete
y po ezo me ziento azín?

No zé, no zé, zeguramente zi.
Poque endel día que la ví
ni como, ni bebo,
ni ziento lo jalimento,
ni zé zi e mehó viví o morí.

Yeque con eza minifarda
y eze vejtidito,
loj que vemo, no vorvemos bisco,
y loj siego, güerven a vé.

¡Ayy Zeñó mizericordiozo!
Zárvame deta penuria
quítame la jamargura
y japártame de zu zojo.

Dame fuersa y való,
jatiende a mi petisió
y deja que mi consiensia
ziga po er güén camino
poque er día qui la vea
la viá disí:
"Xiquilla,
ezo é canne
y no lo que exa mi mare en er cosío."

COMUNERO

martes, 28 de julio de 2009

SOÑANDO


SOÑANDO





A veces cierro los ojos
y sueño que estás aquí.
Que me miras por encima del hombro,
que te ríes y me dices,
y me tocas con tus yemas
estos labios aún sedientos
que por tus besos esperan
y esperan y esperan...

A veces sin yo querer
creo que vas a entrar,
dejo el cigarro,
me quedo quieto,
miro a la ventana y en el reflejo
veo moverse algo.
Y me giro de repente,
como si te fuera a ver,
con la sonrisa en la cara,
con tu pelo limpio y claro,
con esos ojazos que Dios te ha dado
que a mí me hacen tartamudecer.

No quiero perderte nunca,
aunque en ti me pierda siempre
no quiero conocer más,
contigo ya es suficiente,
solo quiero que me quieras
que me abraces y me hables
que me digas lo que piensas,
que soy tonto, ya lo sabes,
y el amor me vuelve más.

Pero me gusta ser esa parte de ti,
la que te hace rabiar, llorar y reír,
y no quiero que esto acabe.
Sigamos dando vueltas,
que la vida sea una tarde,
una noche, una mañana cubierta
de rocíos y primaveras,
de flores de todos los colores,
de olores a hierba fresca,
de amaneceres y atardeceres interminables.

Bueno, ya me entiendes,
para qué seguir hablando
si lo que yo sueño, tu ya lo sabes.


COMUNERO

lunes, 27 de julio de 2009

AL CALOR DE LA OSCURIDAD

AL CALOR DE LA OSCURIDAD













Cuando la ciudad duerma
y todo esté en silencio,
me acercaré a tu ventana
y te susurraré esto:


"Sólo tu sabes quién soy,
solo tu la que me escucha,
solo yo el que te escribe
y solo yo el que te habla.


No hay en el cielo luna
más hermosa que la que tu miras,
ni en la Tierra, carita,
más bonita que la que tu tienes
cuando el sol te alumbra.


Y es que tienes unos ojos
oscuros como la oscuridad de un pozo
en los que me paro a mirar y a saber,
a pensar y a conocer.
Donde los errores y las penas
desaparecen sin querer.



Y te iluminas pensando cosas que yo no veo,
cosas que a cualquiera le robarían los sueños
o los más íntimos sentimientos
por saber qué pueden ser.



Y me gusta mirarte,
y que tu me mires extrañada,
que cierres los ojos y,
como si nada, besarte.
Y tus suspiros se me clavan
en esta boca enamorada,
esperando tus lindos labios
inflamados como pétalos de rosas,
que me vacían y me llenan,
que me ahogan y me salvan
aunque tu no abras la boca.



Y salgo a buscarte,
y recorro todos los barrios,
todos los edificios, todas las calles,
y miro por las ventanas
separando las cortinas
hasta que te encuentro sola,
acostada en la cama y pensativa.


Y te quiero saludar
y llenarte de alegría,
darte el beso de "buenas noches"
decirte que eres mi niña,
la que me da las fuerzas
para seguir viviendo
y estrecharte en mis brazos
y que sientas mi calor.
Dormir contigo,
a tu lado,
ser uno en vez de dos.

Y suspiras a la luna
cuando las estrellas se ocultan
entre nubes claroscuras
de algodón y porcelana.



Y ahora enciendo un cigarro,
escribiendo ya sabes a quién.
Sólo tu sabes quién soy,
solo tu la que me escucha,
solo yo el que te escribe
y solo yo el que susurra".




Hasta ti va mi poema,
escrito a la luz de luna,
reflejando en estas letras,
las estrellas que se ocultan
mientras la ciudad duerme
y tu me esperas a oscuras".



COMUNERO

sábado, 25 de julio de 2009

ANTES DE DORMIR, APAGA EL CIGARRÍN


ANTES DE DORMIR,
APAGA EL CIGARRÍN





Supongamos
que tu y yo
tuviéramos
que hacer el amor.
Supongaaaaamos.


Para empezar
deberíamos estar
en una habitación.
Con mantas si hace frío,
con ventanas, si hace calor.



Primera cuestión:
¿Quién se desnuda primero?
¿Tu o yo?,
¿o los dos?,
¿o los dos nos metemos vestidos
y en la cama nos desvestimos?
¿O te sales tu en lo que yo me habío
y cuando entres tu,
cierro los ojos y no miro?



En fin, seguimos.
Pero la otra cuestión era importante.
Aunque claro, si nos quedamos ahí
¿Quién tira pa'lante?

¿Seguiiiiiimos?
Sigaaaaaamos.



Another question is
¿qué se dice en estos casos?
¿Te quiero a morir,
te amo,
te quiero más que a la luna de Abril,
tenemos cigarros?



No sé,
pero habrá que romper el hielo
¿cómo?
Eso se rompe solo.
¿siiii?
Si,
Tu la das dos lengüetazos,
un sobeteo por allá
y por aquí
y a los dos minutos
que si veo las nubes,
que si veo el cielo,
que si los vecinos de al lado
dicen que a qué viene ese jaleo
que no pueden dormir.
Que se callen
que nadie les dice nada cuando su hijo
pone la música de los KISS.




En fin, y eso.
Llegará el momento del clímax,
cuando ya no se puede más,
cuando del roce salen las chispas
y que si uno no aguanta
que si la otra no quiere,
que si yo me voy,
que si tu de aquí no te vas,
que si esto,
que si lo otro,
que vamos, que ya sabemos todos
que para qué contar.




Y ya para terminar,
echaremos un cigarrito.
Ella dirá que es feliz,
tu que también.
Ella que le hacía falta,
tu que también.
Ella que bla, bla, bla
tu que también.
Ella que...
tu zzzzzzzzzzzzz.


COMUNERO


jueves, 23 de julio de 2009

ROCKING ON THE STAGE


ROCKING ON THE STAGE

No sé qué pasa
que cuando oigo una guitarra
mis manos,
mis dedos,
las piernas y mi cuerpo
adoptan una forma extraña.
Parece como si fuera parte de un grupo.
En este caso el guitarra.
Y agacho la cabeza,
me balanceo,
y los que a mi alrededor veo,
hacen lo mismo.
Jjajaja.
Bueno vamos a intentar
decir en letras lo que siento.
Es como si una corriente eléctrica
saliera desde el suelo
y se concentrara en mi cabeza.
Los oídos retumban,
el boom, boom, boom
de la batería es como mi corazón
que me grita y sudo.
Pero no puedo parar,
ni los zombies que se me han acercado.
Parecemos hermanos,
jaja, aunque ellos
con más pelo que yo, claro.
Y cantamos sin saber
ni lo que dicen, pero
a mí qué,
lo que quiero es saltar,
y salto,
y empujo al que está hablando
que me mira con cara de perro,
y parece que me dice
en la calle nos esperamos, jajaja.
No puedo parar de saltar,
le digo lo siento,
aunque por dentro me río,
y sigo.
Saltando,
vamos que si me pusieran unas alas
seguro que volaba.
Ufffff.
Hay una chica
con ojitos de gatita que me mira
y no se para de reír.
Pero a mí qué
si lo mío es el rock,
ella, si quiere,
que espere,
que yo estoy trabajando.
Dejar de tocar
ahora,
con la que está cayendo,
sería un sacrilegio
y yo
no quiero pecar.
Uuuuuhhhh,
yeeeaaah.
Draaaaauuunnngggggggñññiiiaacccc.

Y cuando ya vemos que va a terminar,
cuando el redoble de los palos dice
¿¿Preparados??
Parece que más me aferro a la guitarra imaginaria
que me he inventado.
Y doy el último draaaaaunnnngggg
y se acaba la música,
y despierto
me saludo con el resto
y encendemos los cigarros,
bien nuestros o que pedimos
para llenar de humo el escenario.
Wooooooaaaaaahhhh, jajaj.

COMUNERO



lunes, 20 de julio de 2009

CUANDO UN AMIGO SE VA


CUANDO UN AMIGO SE VA


Las personas tenemos algo
que nos cuesta de explicar.
Son los sentimientos que todos llevamos
de los recuerdos que guardamos
de la vida, de experiencias y...
algo más.


Todos, cuando escribimos,
queremos contar historias,
contar cosas que nos han ocurrido,
o fantaseamos como niños
y mentimos para hacerlo más real.


Lo que más me gusta,
son las expresiones de mis amigos.
Muchas, pero que muchas veces me he reído
y aún ahora, sin darme cuenta,
me sigo riendo sin parar.

Otras, otras veces,
esas veces que no quieres recordar,
son cuando los ves llorando.
Porque un amigo no es solo risa, no.
Tienen sus altos y bajos.
Como tenemos nosotros,
como puede tener cualquiera.
Y cuando les ves tristes y pesarosos,
parece que se contagiara,
como si las nubes del cielo se juntaran
y quisieran llenarte de lluvia los ojos.

Y tu siempre quieres ser fuerte,
dar ánimos y sonreír,
decir que no es nada, que todo se pasa,
que no se preocupen que mañana cambiará.
Pero cuando ves a un amigo llorando,
es porque algo no marcha,
como si el reloj del tiempo que todos llevamos
se parara en la hora que no debía de llegar.

Son bofetadas del destino
que nos hacen reflexionar.
La bofetada de la muerte de un amigo,
son puñaladas que uno mismo las siente
esperando que algún día se puedan curar.



COMUNERO



jueves, 16 de julio de 2009

SIN PRISAS


SIN PRISAS





A ustedes se lo cuento
para que no se asusten,
pero cuando al WC entro
la de cosas que se me ocurren.
Y si no,
miren
y lean.

Hubo un tiempo
en que la vida era eso,
tiempo.

Y el tiempo
fue pasando,
y a través de los días
a través de los meses,
a través de los años
y de los cumpleaños
y vi,
que yo,
pobre de mí,
me estaba volviendo viejo.

Creo que no me dí cuenta,
o puede que ya me acostumbrara,
puede que dejara de buscar,
de tener esa chispa
que en otros brilla
y, en cambio en mí,
se apagaba.

Y me puse a leer novelas de todo tipo.
Y oigan,
aunque seguro lo saben,
se distrae uno,
incluso disfruta.

Pero no sé porqué,
llevo una temporada
que no leo nada,
ni novelas,
ni periódicos,
ni las octavillas de los prospectos
para saber cómo se pone un supositorio.
Nada.
Definitivamente, nada.

Serán las neuronas de uno
que se comporten así,
que no aguanten
ni un asalto,
ni un combate.
Que se hayan vuelto perezosas
y si no ven otra cosa
se echen a dormir.
¿Nos pasará a todos
o solamente a mí?

Y, por eso,
por eso mismo,
yo me encuentre así.
En fin.

Pero es que hay días,
que me siento tan agusto,
pero tan tan tan requeteagusto de no hacer nada,
que digo:
COMU, NO LA CAGUES,
RELÁJATE Y DESCANSA.

Y eso hago...
zzzzzzzzzzzzz...

COMUNERzzzzzzzzzzzz



lunes, 13 de julio de 2009

HINA Y RIN



HINA Y RIN








Fue en Segovia, hace mucho tiempo,
frente al acueducto romano.
Yo estaba estudiando.
Tendría unos veinte años y esperaba al autobús.
Como tardaba, encendí un cigarro.






La una y cuarto del medio día,

el sol cayendo de plano
y como una bandada de gurriatos revoleando,
una excursión de japoneses me rodeó.
Y de entre las personas que formaban el grupo,
una pareja de japonesitas
con caritas de muñequitas y sonrisas medio pícaras,
se acercaron a mí.






Aligató, me dijeron,

aligató, contexté, sin saber
si era hola o adiós, o vaya usted a saber.
Y miré para otro lado,
haciéndome el despistado,
dando caladas al cigarro que me acababa de encender.
Y empezaron a cuchichear,
a hablar casi en susurros,
pero yo no entendía ni pa pa
.






De pronto, una sacó la cámara de fotos
y,
con gestos,
quería que su amiga se sentara junto a mí.
Disparó, el flash se iluminó,
la chica que estaba a mi lado me miró de reojo
y, casi corriendo, se separó para venirse a sentar la otra.






Ho-la.
Me dijo medio asustada.
Jaja, hola.
¿Tu es-pa-ñól?
Si, señorita.
Torció la boquita y me dijo medio soñando:
Bo-ni-ta ciu-dá.
Si.
¿Có-mo tu nom-bre?
¿Cómo me llamo?
Wa.
Javier.
Las dos se taparon la boca
y agachando la cabeza les pude oír:
Kirei desu
¿Y vosotras?
Hina, la de la sonrisa
y Rin, la valiente parlanchina.









En ese momento se me ocurrió.

Como venía de clase y tenía bolígrafo y papel para escribir,
partí una hoja por la mitad,
firmé con mi nombre y se lo dí,
y después les pedí
que firmaran ellas en el otro trozo para quedármelo yo.
Los tres nos reímos.
Queríamos decirnos cosas,
aunque con gestos no se puede dar mucho de si.









En fin, la excursión debía continuar,

seguir calle Juan Bravo arriba,
hasta la plaza de la catedral,
Plaza Mayor, y comer en algún bar.
Volvieron a saludarme como lo hacen en Japón,
uniendo las manos caminando hacia atrás,
repitiendo "doomo" sin parar.
Doomo, dije yo. "Adiós, HINA y RIN."








Y hoy aquí medio dormido,

oyendo esta canción me vino
al recuerdo aquel momento,
aquellas caras,
aquellas sonrisas de muñecas,
tan bonitas y tan coquetas,
tan chiquitajas, tan alegres, tan valientes y a la vez tan guapas.
Y aunque creo
que en algún libro perdido andarán escondidas sus firmas,
casi puedo recordar la religiosa delicadeza de sus trazos,
de sus rasgos y su humildad.


"Adiós, HINA y RIN."




COMUNERO






domingo, 12 de julio de 2009

¿QUÉ TENDRÁN QUE VER LAS PIPAS CON EL AMOR?


¿QUÉ TENDRÁN QUE VER LAS PIPAS CON EL AMOR?

Eres tu mi reina mora
la que dice aquí y ahora
silencio y a callar.
Y yo como un pobre perro
arrinconado en la sombra
ladro si alguien te estorba
y muerdo si hay que morder.

Que me tienes medio loco,
siempre que te veo me pongo
como el KING KONG de los monos,
o como el burro de SHRECK
que si no sabe qué hacer
habla y habla hasta por los codos,
pues yo, también.

Y qué lo vamos a hacer,
si te quiero todavía,
aunque no te lo quieras creer
y aunque te enfade lo que diga,
¡¡Tas más buena que un tren
y si fueras una pipa
te comía hasta la cáscara!! Jajaj
MMMMUAAAAKKKK

COMUNERO

sábado, 11 de julio de 2009

COMUNERO - un amigo - (Por JOTACET)


COMUNERO - Un amigo -




Comunero, Comunero,
amigo en la lejanía
el día que tú naciste
grandes señales había…
er cielo estaba nublao
ni risas ni algarabía
estaba toda de luto
Santa María de arriba.

En tu pueblito natal
cerraron las vinerías
y se habian secao las flores
en toita la morería…
la curpa era del chaval
que parieron aquel día
y murieron las arañas…
¡ni una puta mosca había!

-Quisieron darle la teta…
solo manzanilla había,
y er pequeño vió la juerga
y no para, todavía,
rompe botellas y copas
vomita en las romerías
pero lo ama todo er mundo
y vive feliz su vida.

-Lo conocimo en la red
famoso por su osadía
que enloquece a las doncellas
y otras que quieren, tuavía
y engañan a sus maríos
juran por José y María
y quieren meterse a monjas…
por simple Comunería!

Quizás estas, mis verdades
le transmitan alegría
al guarro que es mi compadre
moro de la morería,
que al fin encontré un compinche
que sé que se las traía
porque el día que ha nacío
¡grandes señales había!

-JOTACET- 10-Julio-09-


*Jajajajajaaajja, JOTACEEEEETTT,
bueníiiisimooooooo,
ajajajaa, dios, eres un tipo
de lo más singular
que me he encontrado, jajajajja.
Te quiero amigo,
me ha parecido genial
y todavía me estoy riendo.
Muchíiiisimas graciias.

COMUNERO


viernes, 10 de julio de 2009

UN SALUDO


UN SALUDO





A veces quiero escribir
algo que a todo el mundo le guste
que se sientan tan bien
que con solo leerlo
sean y seamos más felices.

Y me sumerjo en sueños
con personas que he visto en los blogs
y me parecen amigos
que me invitan a seguirles.
Y les sigo.

Y creo que viajamos
por el mundo de los sueños,
recorriendo mares, montañas y ciudades
y algún que otro pueblo.

Y oigo sus voces,
imagino sus risas,
las palabras que utilizan
las expresiones y el deje de sus acentos.

Y nos paramos en una nube
y hablamos de nuestras cosas,
de sus días anteriores
y cómo fue hoy.

Es entonces cuando se me ocurre escribir,
siento que sea en verso,
pero me gusta más así,
porque digo lo que pienso.

Y me sale un poema,
a veces de risa, a veces de pena,
a veces como ésto,
que ni rima ni pega,
o si.

Y me entra una alegría de estar aquí,
rodeado de todos ustedes,
aunque no los vea ni les oiga,
estoy contento,
y sé que estoy vivo y ustedes también.
Me encanta pertenecer a este mundo.

A todos, de cualquier parte,
permítanme enviarles
un saludo.
LES QUIEROOOOOOOOOO



COMUNERO
comunero-javier@hotmail.com

miércoles, 8 de julio de 2009

¡¡¡QUÉ INSENSATEZ!!!

¡¡¡QUÉ INSENSATEZ!!!




Qué insensatez la mía,
decirle lo que no debía
ni en el momento oportuno
ni sin saber por qué.

Perdona que te hable
como si fueras mi amigo,
te lo cuento a ti, vaso de vino,
que sé que tu me quieres bien.

Sabes lo que pasó
la otra tarde en el bar,
cuando salimos a pasear
y la quise confesar mi amor.

Qué insensatez la mía,
por adelantarme a los acontecimientos
creí que iba a decirme si
y lo único que oí fue,
lo siento.

Qué cara se me quedó,
tu te ríes como ella,
y yo en la acera
parado como un maniquí
quise marcharme de allí,
que se me tragara la tierra,
que el tiempo se parara,
justo antes de haberlo dicho,
pero no, amigo, no,
a lo hecho pecho,
y sólo agaché la cabeza.

Fue como un calambre,
una sacudida de alta tensión,
cualquier roce de su mano
era como la descarga de un rayo
y sólo quería huir.

Qué insensatez, amigo,
a tí te lo cuento, vaso de vino,
a tí que me quitas las penas,
que te ríes del mundo y de mí,
que sin parar me haces reír .
No sé cuándo volveré
a contar mis sentimentos,
aunque dentro de mi cuerpo
una voz dice, hiciste bien.

¿Porqué tengo que culparme?
¿O por qué la tengo que culpar a ella?
Si lo que yo sentía
era algo que se me salía
siempre que estábamos cerca.
¿Porqué tengo que estar triste?
¿Porqué tengo que enfadarme?
Si ella no me quería
¿Quién soy yo? Nadie.

Y aquí sentado contigo,
creo que me respondes a todo,
que me escuchas y me arruyas,
que me tratas como un padre
y me resuelves las dudas.
Sangre roja, vaso de vino,
me haces quererte viejo y buen,
querido amigo.



COMUNERO

martes, 7 de julio de 2009

HIPNOTIZADO

HIPNOTIZADO



Aaaayyy, mi gitanilla,
mi salerosa chiquilla
mi niña,
mi musiquilla
la que se quita las zapatillas
y baila sin levantar los pies.

La que se arremanga,
la que se recoge la falda,
la que dice "ahi va, ahi va",
la del duende, "ele, lerele",
la de las palmas
la que me roba el alma.

La morena,
la contagiosa de alegría,
la que bailando por bulerías
me obliga a mirarla
si ella me mira.

Una maga,
cristiana,
mora y gitana,
zíngara de una bola
que me lee hasta el sentir
y no se equivoca.

Serpiente de cascabel,
que me seduce y me envenena,
me chupa la sangre de todas las venas
y si quiere me tiene en vela
y se ríe al verme sufrir.

Y como un cordero
que va al matadero
yo, COMUNERO,
me paso los días sin sueño y sólo me duermo
cuando la siento cerca de mí.


COMUNERO



domingo, 5 de julio de 2009

KNOCKIN' ON THE HEAVEN'S DOOR

KNOCKIN' ON THE HEAVEN'S DOOR





Hay una entrada en el cielo
que comunica con Dios,
y cuando amamos a alguien,
esa puerta se abre
y nos viene la inspiración.

No sé si a ustedes les pasa,
o igual lo están pasando.
Muchas veces a mí,
cuando cierro los ojos,
parece que entro en un sueño,
y sé que soy yo,
y que razono,
que los pies están en el suelo
que no me he vuelto loco.

Pues fíjense bien,
cuando me enamoro,
todo se vuelve al revés,
mis fantasías parecen reales,
mis razonamientos locuras,
el suelo que piso,
es una alfombra de nubes
que me suben a las alturas.

Y me pongo rojo,
y me río sin porqué,
y me digo a mí mismo:
"Dios mío, qué bonito es el QUERER,
amar a otro ser humano,
sentir su mano en mi mano,
posar mis labios en sus labios,
regalar la vida por ella o por él."

Y el corazón me bombea
como un tambor en la fiesta.
Y me salen alas
y me rodean estrellas,
y en las puertas del cielo
creo ver a San Pedro decirme:
"Chavaaaal, deja de llamar acáaa,
y vete a dar una vueltaaa,
que estamos todos tan tranquilos
rezando nuestras oraciones
hasta que tu te enamoras
y te pones a tocar los coj...neeeeees."


COMUNERO

sábado, 4 de julio de 2009

TORMENTO

TORMENTO


Me consumo en tus palabras
al saber que ya no estás.
Veo tu foto y sin pensar
sigo pensando sin más
que no te has ido,
que sigues estando,
que tu presencia está en esa imagen
que tanto necesito.



Y leo respuestas
que otras personas me dan,
poemas o escritos,
canciones que me traen tus gritos,
sonrisas y emociones,
de caricias y consuelos,
de todo eso que ya sabes y sabemos
lo que solo veo en ti
y ahora me falta.




Me consumo y me apago,
como una vela sin pávilo,
que va volviéndose negra
mientras tu el oxígeno te llevas
y yo no puedo respirar.




Te echo en falta y de menos,
como cuando pierdes el reloj
y te crees que llegas tarde a todos lados.
Y voy corriendo a tu encuentro,
y te busco a ver si estás,
como el niño de la escuela
que al llegar a casa recoge su merienda
y se quiere marchar a jugar.
Como el ciego que tantea las cosas
y prefiere lo que sus dedos le digan
a lo que le digan los ojos de los demás.
Como un náufrago varado
en la orilla que lanzando
su mensaje embotellado
espera que llegue hasta ti
y le salves.




Así te busco,
así me encuentro.
Aaayyy,...así mañana despertara
y todo esto fuera un sueño.


COMUNERO



jueves, 2 de julio de 2009

MALA LUNA



MALA LUNA

La luna me llamaba a voces desde el infinito,
se acercaba a mi oído con susurros de palabras,
como si me estuviera contando un secreto.
Yo escuchaba medio en sueños, medio dormido
esa voz calenturienta, medio hipnotizadora, medio zalamera.
Se quería enamorar.

Y sin querer pensar en nada más caí en sus pasadizos
sensuales y malignos, de bruja que se viste de noche
pero por dentro tiene un vestido colmado de laberintos
en los que sabes por donde entras pero las puertas se cierran
y no puedes escapar.

Sentía que mi cabeza daba todas las vueltas
que un año en la tierra da el sol. Y me dejaba caer, sin pensar.
Mi vida estaba echada a suertes en la palma de sus manos
y el amor que yo la daba para ella era una ganga
y jugaba sin parar.

No quería salir de allí, ni dejarla que se fuera.
Pero era ella la que mandaba, la que me sujetaba, la verdadera dueña.
Estaba perdido. Ni mamá, ni papá vendrían en mi auxilio.
Llorar como un niño no servía para nada, y sin embargo,
me gustaba estar allí, con ella.


COMUNERO

PATINANDO



PATINANDO


Contaría tantas cosas
y no sabría terminar.
Les diría que el amor es lo mejor que se hizo en la tierra.
Que los muertos no están muertos
que son sólo palabras cubiertas de arena.
Polvo que se almacena en la sesera de cada uno
y se pueden desenterrar.
Que la vida y la muerte no son sólo dos pasos,
ni trámites que cualquiera que me lea conozca,
que se pasa de un lado a otro lado
sin querer ni meditar.
Sin perder y sin ganar.
Porque todos nacemos,
y todos vamos a morir,
que la vida es eso, principio y fin,
que lo que falta de hacer es rellenar lo del centro,
y eso es vivir. Por cierto,
si alguna vez me muero,
al cementerio me lleven de día,
pero por la noche me traigan a casa
que en invierno no quiero pasar frío y allí no hay quién esté.


COMUNERO

¿De dónde eres?

RECETA DE HOY

PREMIO ESCUDO DE POETAS

PREMIO ESCUDO DE POETAS

ASÍ ESTAMOS EN EL RANKING

Wikio – Top Blogs